Un sitio para gozar de la belleza masculina en toda su plenitud

Venerando a Xochipilli



Como es mi costumbre, hoy es 12 de octubre y toca hablar un poco sobre nuestra historia. Y cuando digo “nuestra” no me refiero a la historia de Latinoamérica, sino a la historia de la enorme y heterogénea comunidad homosexual latinoamericana. En este caso, historia vinculada a las culturas previas a la llegada de los europeos a nuestras costas, que seguro serán de interés para muchos bananeros que no solo acuden a nuestro blog en busca de placer.

Uno de los grandes errores… Mmmm… No. No son errores. Lo hacen muy adrede. Así que corrijo la frase y digo que una de las grandes falacias que esgrimen muchos que intentan justificar la homofobia consiste en asegurar que la homosexualidad es un vicio generado por el sistema capitalista y su defensa a ultranza de la frivolidad y la individualidad. Otros opinan que la homosexualidad es una consecuencia de la falta de valores éticos o que se trata de una desviación originada en la degradación del concepto de libertad. Argumentos como estos abundan en todos los debates donde se pretenda ampliar los derechos de las minorías sexuales y, en general, representan el “rosario” de chicanas con que se pretende frenar el avance de las comunidades LGBT en el mundo. Si uno compara los debates parlamentarios, tanto en España como en Argentina, en ocasión de la sanción de las respectivas leyes de matrimonio igualitario, podrá verificar que las opiniones en contra repetían exactamente los mismos argumentos y excusas, dando paso oportunamente tanto a las opiniones más respetables como a las más risibles y estigmatizantes. Estas mismas polémicas se replican, una a una, en todos los demás países en los que el tema todavía no se ha resuelto.

Lo cierto es que, pese a quien le pese, la homosexualidad es tan antigua como la humanidad misma y, por tanto, aparece invariablemente en todas las sociedades humanas. Existe abundante bibliografía que certifica la existencia de homosexualidad en la antigua Grecia, pero nadie en sus cabales podría suponer que no había gays, lesbianas y trans en la antigua Babilonia, entre los chinos de la dinastía Mink, entre los primitivos habitantes de Nueva Zelandia, entre los rudos y belicosos vikingos o entre los diversos pueblos de la hoy llamada América. Y es que la existencia de la homosexualidad no está ligada a una ideología política, al auge de alguna moda pasajera o a la fe (o falta de ella) en tal o cual religión. La homosexualidad es inherente a la humanidad misma, al igual que lo es la heterosexualidad, la capacidad de caminar erguidos, el don del habla o la necesidad de cagar después de una ingesta.

En ese mismo sentido, los homosexuales y las lesbianas (aunque no se los y las llamara con esos nombres) eran tan comunes en las tierras americanas previas a la invasión europea como podían serlo el maíz, la papa o el cacao. Lo triste es que esa invasión se produjo en un momento histórico en que Europa y particularmente los territorios ibéricos (dominados por el poder del Santo Oficio) atravesaban el período de mayor intolerancia contra la diversidad sexual de la historia. Así pues, mientras en España era más grave la sodomía que el homicidio, en tierras americanas (desde Berhing hasta Magallanes) la homosexualidad era un hecho evidente e incluso muchas veces tolerado y hasta respetado y venerado.

El inefable Cristóbal Colón ni mencionó el asunto, ya que su único interés parecía ser el oro. Pero muchos de los llamados Cronistas de Indias dieron extensos y en general parciales y malintencionados testimonios de la existencia de gays, lesbianas y trans entre nuestros ancestros. Ya contamos en años anteriores, cómo estos cronistas trasladaron a América los prejuicios principalmente católicos y los utilizaron en diversas oportunidades para crear poder y afianzar el dominio europeo.

Sin embargo, tanto los españoles como los demás llegados de allende los mares se escandalizaban en público (y se calentaban en privado) por la desnudez de los nativos y por la libertad con que tanto hombres como mujeres ejercían su sexualidad. Esta libertad sexual era una constante en toda la América Precolombina. De todos modos, hay que decir que, en algunas sociedades, ese respeto y/o tolerancia hacia las sexualidades individuales no tenía la misma aplicación cuando se trataba de homosexualidad. Se sabe, por ejemplo, que los aztecas eran tanto o más homofóbicos que los invasores peninsulares y podían llegar a condenar a muerte a quien mantuviera relaciones sexuales con alguien de su mismo sexo biológico. Obvio que había matices, ya que cierto grado de tolerancia entraba en juego si los acusados eran miembros de las clases sociales más altas.

Más allá de esto, podría decirse que en la América Precolombina la homosexualidad contaba con un importante nivel de tolerancia y de respeto. Como prueba de ello, existen innumerables piezas artísticas en las que se representan escenas de hombres manteniendo relaciones sexuales. La gran mayoría de estas piezas son esculturas u objetos de alfarería en piedra o arcilla, pero imagino que las habría también en oro y plata (en forma de alhajas u ornamentaciones) que fueron víctimas inanimadas de la voracidad avara de los invasores.

Pero los testimonios no se limitan a la cerámica. El año pasado hablamos de las personas dos-espíritus, que cumplían un rol muy importante dentro de sus comunidades. Este año, me gustaría mencionar algunos ejemplos similares. 


Entre los zapotecas del istmo de Tehuantepec, existían personas con sexo biológico masculino que asumían roles femeninos, tanto en el plano social como en el personal y, por lo tanto, en el plano sexual. Con la llegada de los españoles, se los pasó a conocer con el nombre de “muxes” (supuesta deformación de la palabra “mujer”) y esta es una costumbre que perdura hasta la actualidad. Los zapotecas fueron una de las civilizaciones más antiguas y avanzadas de Mesoamérica. Algunos de los grandes monumentos arquitectónicos del continente fueron diseñados y erigidos por ellos. En lo social, podría decirse que conformaban una especie de matriarcado en el que las mujeres tenían gran preponderancia en las tomas de decisiones de todo tipo. En esa sociedad, una muxe actuaba como una mujer y era respetada como tal. Un dato curioso es que, como los zapotecas no veían con buenos ojos que las chicas perdieran su virginidad antes del matrimonio, las muxes solían tener a su cargo el rol de iniciar sexualmente a los muchachos adolescentes.

Por otro lado, para reafirmar la idea de que en la América Precolombina la homosexualidad no era necesariamente objeto de desprecio y/o persecusión, podemos hacer mención de algunos códices mayas como el “Chilam Balam”, el “Popol Vuh” o las “Profecías Mayas”, que narran la historia mitológica y las costumbres de las civilizaciones existentes antes de la conquista. Allí se pueden encontrar algunas deidades vinculadas con las relaciones entre personas del mismo sexo biológico y algunas de estas deidades trascendieron incluso las barreras culturales, llegando a ser asimiladas por otros pueblos, como el azteca.

La más destacable de estas divinidades sería, tal vez, el dios Xochipilli.


Entre los mexicas (nombre que se daban a sí mismos los que los españoles llamaron aztecas) existía la diosa Xochiquetzal, una divinidad hermafrodita protectora del amor y la sexualidad no procreativa (nótese la especificidad ¡que debe haber horrorizado a los curas de la conquista!). Parece ser que esta diosa podía adoptar forma femenina o masculina, según fuera su gusto. Hete aquí que, cuando asumía forma masculina, era venerado con el nombre de Xochipilli y se lo consideraba el dios de los juegos, de la belleza, de la danza, de las canciones y de las flores. Sus ritos estaban vinculados al placer y la ebriedad. Su nombre significa “Príncipe de las flores” y, como tal, también era el protector de la prostitución masculina y de la homosexualidad.


Como verán, parece que los aztecas no eran, después de todo, tan homofóbicos, habida cuenta de que contaban con un dios que nos protegía. Tal vez, la condena al homosexual fuera una cuestión más institucional que social. Sin embargo, para el estado mexica, el sexo entre varones era algo sin dudas punible. Cuando dos varones eran sorprendidos en plena relación homosexual, la condena era la muerte. En cambio, si el “delito” no podía ser probado con certeza y solo quedaba en el plano de sospecha, se los torturaba clavándoles puntas de maguey en el pene. Para quien no lo sepa, el maguey es una planta muy difundida en Latinoamérica que se caractariza por formar una gran roseta de hojas gruesas y carnosas que terminan en una afilada aguja. Lo curioso y sorprendente es que los mismos aztecas tenían la solución para escapar de la tortura: las leyes no toleraban prácticas homosexuales “entre hombres”, pero si uno de ellos se declaraba o era considerado afeminado (“ahuanni”), podían eludir los pinchazos, aunque eran obligados a vivir como marido y mujer hasta que la muerte los separe. Huelga aclarar que esa “muerte separadora” llegaba inexorable en el caso de que alguno de los dos decidiera poner fin al matrimonio.

Bien, cosas curiosas (y terribles a la vez) que uno va conociendo a medida que va leyendo. Datos que me hacen respirar aliviado por pertenecer a una sociedad que, aunque no esté libre por completo de homofobia, en la última década, ha dado pasos importantísimos hacia el reconocimiento y el respeto de nuestros derechos.

Como siempre, de tanto en tanto volveremos sobre el tema.


Comentarios en: "Venerando a Xochipilli" (1)

  1. Fantástica explicación. Lo desconocía por completo y aqui en la Tierra de los Invasores (España), no tiene nadie ni idea de ese tema. Si quieres ponerte serio, tengo un blog histórico en el que hago referencia a la visita de Colón vista por los “indios” que se llama estasiesotrahistoria.blogspot.com y que si me permites, escribiré (copiando algo de tu historia) sobre este asunto. Un abrazo

    Me gusta

Ponemelo con ganas...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

MARTÍN FERNÁNDEZ FOTÓGRAFO

AT PANDA ESTUDIO - IMAGINETHEBEST ESTUDIO

Spectacular Body

Artistic and Sensual Male Photography

MEN X

Web gay, noticias gay, LGBT, hombres, papacitos, sexualidad, sexo gay.

International Gay Guide

LGBT international - news - health - travel - fashion - entertainment

TRANS PRIDE

Más que una comunidad

Aprende Photoshop

Tutoriales y recursos gratis

Bananas Ardientes

Un sitio para gozar de la belleza masculina en toda su plenitud

SCOTT HOOVER PHOTOGRAPHY

Los Angeles portrait, fashion and editorial photographer

Staxus.com Blog

Un sitio para gozar de la belleza masculina en toda su plenitud

About Twinks – Gay Twinks Porn Blog

Un sitio para gozar de la belleza masculina en toda su plenitud

Staxus.com Blog

Staxus Blog provides news, free videos and photo galleries featuring bareback sex and horny twinks from the gay porn studio Staxus.com

BOY'S-LANDING

~~ Enjoy ! ~~

Confesiones clandestinas

Just another WordPress.com weblog

Susurro Secreto

Blog de sexo gay

Frankly

Frankie Morello's Official Blog

Brad Fitt - Exclusive Staxus Model

The exclusive blog of Staxus twink porn star Brad Fitt

Mes dessins...Anton...

Un site utilisant WordPress.com

jeanbon26

Un nuevo despertar para mi

Gay Files de Luis

Las mil facetas de la homosexualidad

futbolgay

Just another WordPress.com weblog

quevarasdemae

Blog gay 100% hecho en Costa Rica

Rainbowman56's Blog

Blog laico, agnostico e gay- Per la pari dignità e la libertà contro razzismo e omofobia. I veri pervertiti da curare sono gli omofobi. contro tutti i fondamentalismi

THE GAY SIDE OF LIFE

Already 641 posts & thousands pictures of men in gay friendly situation (amazing bodies, sweet gay relations, men together)

paquitoeldeCuba

Just another WordPress.com weblog

Les Dieux De La Terre

Las Mejores Fotografías De Los Hombres Más Hermosos De La Tierra. Ellos Son "Les Dieux" y Son Nuestros!

Pequeña colección de hombres

Los más lindos hombres que voy encontrando...

E S P I R A L E

Un Universo de Cultura GAY

Sony Muzik

Una pequeña muestra de lo que me gusta

A %d blogueros les gusta esto: